Inicio Nacionales Según ganaderos, récord de exportación de carne no se refleja en el...

Según ganaderos, récord de exportación de carne no se refleja en el campo

El gobierno nacional había informado que las exportaciones de carne del Paraguay establecieron un récord histórico en el año 2020. Sin embargo, los productores salieron al paso, señalando que dicho éxito no se siente en el campo.

0

El 2020 cerró con un récord histórico de exportaciones de carne casi sin variaciones en los precios, mientras que los ganaderos tuvieron una caída de 6,6% en sus ingresos por cada kilogramo vivo.

La industria cárnica recibió en promedio USD 4,11 por kilogramo, inferior a los USD 4,14 del 2019, en tanto que los ganaderos pasaron a cobrar USD 2,54 en promedio por kilogramo vivo (ver infografía).

Se trata del “segundo pésimo año para los ganaderos”, calificó el presidente de la Asociación Paraguaya de Productores y Exportadores de Carne (Appec), Fernando Serrati.

El dirigente del gremio criticó el anuncio que hizo ayer el titular del Servicio Nacional de Salud y Calidad Animal, José Carlos Martin, al destacar el crecimiento de las exportaciones en beneficio de las industrias, pues considera que se olvidó de los productores.

“Si esta situación no se corrige, nosotros con esta mala política industrial vamos a terminar en una ganadería de 1960. No podemos hacer la ganadería del 2021 con estos precios”, expresó.

Sobre las diferencias en la producción de hace más de sesenta años, explicó que anteriormente la nutrición estaba basada solo en la pastura y que actualmente los novillos son alimentados con maíz o sorgo para su terminación hasta llegar a los 400 o 450 kilos, peso que se logra en 17 a 24 meses.

Sin embargo, el retroceso significa llegar al mismo volumen, pero en 36 a 42 meses, lo que repercutirá en una carne menos tierna. “La industria pide un animal joven, bien terminado, un animal de calidad para poder exportar. Eso se va a acabar”, advirtió.

Para Serrati, este modelo es insostenible y alerta que puede aguantar dos a tres años, ya que luego la propia industria se verá afectada en su intento de colocar productos en los países más exigentes.

“El Senacsa es la institución encargada de la salud animal y a través de la salud animal logra posicionar a la carne paraguaya en los mejores mercados. Senacsa debe preocuparse por lo que está pasando hoy en el sector productivo”, insistió.

Unidad

Sobre la acción de la Asociación Rural del Paraguay para evitar que Athena Foods revierta una resolución que le impide concentrar más plantas, el titular de Appec agregó que esta actitud hace que la relación entre los diferentes gremios ganaderos sea más estrecha.

Los productores de bovinos consideran que los precios de la carne en el mercado internacional no se trasladaron al campo. Advierten que habrá un retroceso en la calidad de los animales.

(Fuente: ÚH)