Inicio Departamentales Pa’i Pablito ya se encuentra con alta médica

Pa’i Pablito ya se encuentra con alta médica

El padre Pablo Cáceres, párroco de Azote'y, recibió este viernes el alta médica, luego de estar internado casi un mes, la mayor parte en terapia intensiva e intermedia, aquejado de Covid-19.

0

Por Elvio Alvarenga

“Estamos entusiasmados”, dijo el profesor Benjamín Valiente, presidente de la Pastoral Social Diocesana y “vocero oficial designado para el caso del Pa’i Pablito,”. “Recibió el alta médica, está todavía en el hospital pero está preparando sus cosas para irse a su lugar de reposo en Mariano Roque Alonso” agregó Valiente en comunicación con la 660 AM. 

El dirigente eclesial aclaró que “Es un alta controlada porque él está todavía delicado, por eso se prohíbe la visita, incluso las llamadas telefónicas, el todavía no abrió su teléfono”, agregó. “El doctor no quiere todavía que hable mucho, le fuerza hablar, yo estuve conversando con él y solo dos o tres minutos, máximo cinco y cuando pasa esos dos o tres minutos ya jadea”, señaló.

Valiente insistió que “está con alta médica para su cuidado externo, siempre va a tener la supervisión médica pero por lo menos ya sale del hospital, ya no se se le suministra oxígeno, ya no depende de eso, está totalmente liberado, sin aplicación de oxígeno, prácticamente sin nada pero si con medicamento”. Recordó que “hace ocho días le suspendieron los medicamentos vía intravenosa solo por comprimidos, y tuvimos un poco de problema ya que los medicamentos en comprimidos no existen en plaza y hay que traer de Clorinda. Ahora todo es tratamiento vía oral, todo alimentación, vía oral como cualquier paciente que sale del hospital pero lo que se restringen son las visitas y el hablar. El pa i Pablito va a estar con la familia Ramírez que le atiende en Roque Alonso. Su hermano Emerenciano va a estar constantemente con él, explicó el laico.

MUCHOS GASTOS

El profesor Valiente también se refirió a los gastos que demanda el tratamiento del párroco de Azote’y y principal asesor de la Pastoral Diocesana. En ese sentido se organiza una rifa con diez premios, entre ellos un torito. El costo de los números es de diez mil guaraníes. Sobre los gastos explicó que la internación queda a cargo del obispado. La familia asumió la compra de los medicamentos. «La campaña se orienta hacia el obispado», comentó.

Sobre los trabajos de la Pastoral Diocesana en ausencia del sacerdote Pablo Cáceres, Valiente dijo que se están cubriendo como se puede. Los problemas más comunes son los que tienen que ver con la tierra. Los casos de los asentamientos en Yby Ya u se están tratando con el equipo de la parroquia local, también hay hacia Vallemi, donde trabaja el padre Acosta. En Azote y se cubre con el padre Domingo Savio, de Yby Ya u y otros sacerdotes. Se recibe también colaboración de gente de otras diócesis. Los problemas de tierras, expulsión de campesinos, allanamientos, potrero yvate con gente que hace 60 años que están ahí y ahora con problemas de desalojo, son los más comunes. “Estamos tratando de cubrir todos los trabajos cotidianos que solemos hacer”, dijo Valiente y agregó que son la principal preocupación de pa’i Pablito. 

Tras conocer sobre su alta médica, el sacerdote reconocido por su trabajo social dejo un mensaje “me estoy preparando para salir pero no voy a poder atenderle a la gente” y  especial mensaje, agradecimiento por las oraciones y la atención de la gente tanto en el país y en el exterior. El domingo se cumplen un mes y ocho días de la enfermedad del religioso. Estuvo ocho días en ambulatorio y 25 días internado, la mayor parte en terapia.