Inicio Departamentales Obispo critica condicionamiento argentino para reapertura de frontera

Obispo critica condicionamiento argentino para reapertura de frontera

El obispo de Concepción y Amambay, monseñor Miguel Ángel Cabello Almada, desacreditó el condicionamiento del gobierno argentino a las investigaciones sobre la desaparición de una niña relacionada a los grupos paramilitares, para abrir las fronteras con Paraguay, tras el cierre por la pandemia. El jefe de la iglesia norteña aseguró, sin embargo, que si hay un hecho de esta naturaleza se debe investigar profundamente inclusive el comportamiento de los padres de la criatura al preguntarse qué podía hacer una niña en el bosque ( en zona de presencia guerrillera). Criticó también la falta de una investigación profunda por parte de algunos organismos con respecto a los grupos guerrilleros y narcotraficantes, entre otros sectores, que según dijo, se están convirtiendo en el flagelo de nuestra sociedad.

0
Miguel A. Cabello, Obispo de Concepción y Amambay

Por Elvio Alvarenga

El debate sobre la postura argentina en el caso, se da tras conocerse la semana pasada el condicionamiento, vía cancillería, de abrir las fronteras del vecino país con el nuestro a cambio de investigar y aclarar lo ocurrido con una menor, supuestamente desaparecida en nuestro país, hija de altos mandos del autodenominado Ejército del Pueblo Paraguayo.

La situación generó un malestar entre los familiares de secuestrados por el grupo criminal y la sociedad paraguaya, por el nulo resultado por parte del gobierno con respecto a los casos de secuestros. Se considera inclusive una intromisión Argentina en cuestiones internas de nuestro país.

«No sabemos realmente como encarar porque es algo que corresponde al Estado, al gobierno humanamente hablando, éticamente hablando y más aun cristianamente hablando», dijo monseñor Cabello sobre el tema. «Tenemos que poner pecho también como cristiano que somos, para ir atajando todo lo que se constituye en una amenaza para nuestra gente, sobre todo para esa población vulnerable como los pobres, como los niños, ancianos, los que son mayormente atacados. Además de estos grupos armados tenemos también el tema del narcotráfico, todos los asesinatos en forma seguida, que se están escuchando, se deben en gran medida a eso, que son ajustes de cuenta, ganarse espacios, ganar control de trabajo, el negocio. Son cosas que están totalmente al margen de la ley», significó y citó algunos de los puntos que generan inseguridad en la zona.

Calificó de muy importante realmente la apertura de la frontera pero sin ningún condicionamiento. Dijo que «es una cosa justa, si realmente eso se ha dado, se dio, hay que continuar y seguir las investigaciones, eso es evidente, ahora también hay que pedir y ayudar a la gente para que tenga consciencia sobre una niña, si eso es real, una niña qué podía hacer en el bosque, o sea esa forma de vida, de comportamiento de esa niña o de los padres, que justamente condicionan, exigen, no se podría absolutamente también aceptar de ninguna manera y hay que denunciar, está bien que se reclame si hubo alguna muerte, o secuestro hay que investigar y aclarar ese hecho pero al mismo tiempo habría que ir detrás también de estos grupos realmente que están al margen totalmente de la ley y se están convirtiendo en un verdadero flagelo realmente en nuestra zona».

«Somos nosotros los que estamos sintiendo, que no podemos andar con esa tranquilidad con que nos merecemos realmente por todos los lugares. Yo realmente puedo decir eso, porque visito mucho a todas las comunidades y noto que la gente trabajadora, humilde, ahí ya son gente que quieren sobrevivir trabajando», reclamó Cabello Almada.

Al ser consultado sobre la postura de organismos como Codehupy, el obispo de Concepción y Amambay dijo que «al llegar aquí uno ya sabe más o menos qué modelo de sociedad quiere, modelo político y de acuerdo a eso se va evaluando todo esto y entonces el problema de las ideologías es justamente esto, que mira un aspecto, se enfatiza en eso, no se ve otro aspecto que son también importantes».

El religioso comentó que «quizá lo que han enfatizado es la necesidad de buscar justicia con respecto a esas niñas muertas o la secuestrada o hay otros aspectos que ellos también no miran, no exigen, no cuestionan, no investigan, no hay ninguna manifestación o alguna postura firme con respecto al grupo EPP que en un momento aquí en Concepción se ha negado totalmente, todos tenemos nuestra mirada y es importante como miembro de la sociedad también que se nos escuche, que se nos respete y en lo posible ir superando las posiciones ideológicas que muchas veces están primando en estos análisis y posturas que se manifiestan», finalizó.