Inicio Locales Médico sale al paso de acusación

Médico sale al paso de acusación

El Dr. Gustavo Coronel, médico traumatólogo, quien fue acusado por una señora de actuar de forma negligente en el caso de un paciente que precisaba cirugía, se defendió diciendo que la intervención era delicada y precisaba del uso de un equipamiento llamado Arco en C. Señaló que al final la mujer le dio la razón porque dicho aparato fue usado en la operación.

0
Dr. Gustavo Coronel
Publicidad

El Dr. Gustavo Coronel, médico traumatólogo, que trabaja en el hospital regional del IPS de Concepción, convocó a una conferencia de prensa, a fin de salir al paso de una acusación realizada en su contra, en relación al caso de un paciente que el mismo atendió en el mencionado centro asistencial.

Según aclaró el Dr. Coronel, el paciente fue internado en el hospital del IPS para extraerle del brazo, en la zona de la muñeca, un cuerpo extraño que mostraba la radiografía. Al parecer, se trataba de un pequeño trozo de metal.

El médico explicó que inició la operación pero tuvo que cerrar de nuevo la herida, considerando que el cuerpo extraño se encontraba en un lugar muy delicado, cerca de una arteria y un nervio importante. Ello demandaba el uso de un equipamiento llamado Arco en C, con el cual no cuenta el IPS de Concepción.

Ante la eventualidad, Coronel recomendó a los familiares del paciente, llevarlo a un sanatorio privado, donde solo pagarían el costo del uso del mencionado aparato, según indicó el galeno, pero como la madre del joven dijo que no contaba con dinero, se consiguió su traslado al IPS de Asunción.

La señora María Ángela Gómez, quien es la madre del paciente, había acusado al Dr, Gustavo Coronel de haber intentado llevar al paciente a un sanatorio privado solo para cobrar por sus servicios, ya que en Asunción los médicos le dijeron que el problema era muy simple y lo derivaron de vuelta, sin operarlo, a Concepción, donde finalmente fue intervenido por médicos del hospital regional del MSP.

El Dr. Coronel mencionó que al final la señora María Ángela le dio la razón, porque el joven fue operado por médicos del hospital regional pero en un sanatorio privado, con la ayuda del Arco en C. Sobre este punto, el galeno exhibió la copia de una factura del pago que la mujer hizo por el uso del equipamiento.

«Soy una persona pública, soy docente universitario, miembro del consejo, soy rotario y estas denuncias sin fundamento me perjudican», manifestó Gustavo Coronel, al tiempo de exigir a la señora María Ángela una rectificación pública de sus acusaciones, de lo contrario, advirtió que recurrirá a una demanda judicial.