Inicio Departamentales Estudiante de Arroyito: «seguiremos orinando en el árbol»

Estudiante de Arroyito: «seguiremos orinando en el árbol»

Un joven alumno del colegio Mayor Julio D. Otaño de Arroyito se refirió a la situación vivida actualmente en la comunidad. Según algunos documentos, en dicha institución educativa figura que la Municipalidad construyó un sanitario sexado para los alumnos, pero tal obra no existe.

0
Publicidad

La humilde comunidad educativa del distrito de Arroyito, departamento de Concepción, había presentado a la Municipalidad el proyecto para la construcción de un baño sexado para los alumnos. Actualmente, el colegio cuenta con un viejo sanitario, que ya no llena las necesidades de los niños y jóvenes.

Según los documentos referidos a la ejecución presupuestaria de la Comuna, que llegaron a manos de la ciudadanía, en la institución educativa supuestamente ya se construyó el sanitario por un valor de G. 120.622.798. Dicho desembolso se realizó el 17 de mayo de 2019 a favor de la empresa San Blas Construcciones, según la factura Nº 0000062. De acuerdo al mismo documento contable, la firma constructora fija domicilio en la ciudad de Quiindy, departamento de Paraguarí.

Aparte de la factura de pago, también obra en poder de los pobladores copia del acta de recepción de la obra. Sin embargo, lo que se observa en el lugar, al lado del pequeño sanitario, es lo que constituiría la base hasta la nivelación, del futuro baño.

Un joven alumno del colegio exteriorizó su decepción ante lo que está ocurriendo en el nóbel municipio. «Como ven, esta es nuestra realidad, ese árbol es nuestro baño. En vez de que se termine de construir, el próximo año vamos a seguir orinando ahí (en el árbol)», señaló y agregó que «es una vergüenza, una decepción total es lo que sentimos del intendente, como jóvenes».

Otra estudiante también expresó su desilusión. «Nos sentimos muy mal, como si se burlaran de nosotros. Nos tratan como tontos y no es así», manifestó.

Aparte de la mencionada obra fantasma, existen varias otras como la supuesta construcción de una cancha de fútbol de salón, un alcantarillado, aulas en escuelas, un tinglado y la reparación de caminos vecinales, todas pagadas y culminadas, de acuerdo a los documentos, pero que en la realidad no fueron hechas.

El lunes pasado la Junta Municipal resolvió presentar una denuncia formal ante la Unidad de Delitos Económicos del Ministerio Público y designó una comisión especial para la investigación de los supuestos hechos de corrupción y posterior trámite para un probable pedido de intervención de la Municipalidad.