Inicio Locales En nombre del trabajo invaden espacio público y ocupantes son denunciados

En nombre del trabajo invaden espacio público y ocupantes son denunciados

Un grupo de personas procedió a iniciar varias construcciones dentro de un inmueble municipal ubicado sobre la avenida Agustín Fernando de Pinedo de Concepción, con el argumento de "querer trabajar". Aseguran tener autorización del ejecutivo y del legislativo comunal, sin embargo, la Junta Municipal ya presentó una denuncia penal contra las mismas.

0
Foto: Marcelo Riveros

Unas 15 personas aproximadamente, iniciaron la construcción de algunas estructuras edilicias dentro de un inmueble público municipal, ubicado frente mismo al Centro Regional de Educación de Concepción.

Las estructuras de material cocido, algunas de ellas muy avanzadas, serían aparentemente puestos de venta definitivos, que reemplazarían a las casillas precarias que existen actualmente en el lugar.

Una de las invasoras del espacio público justificó la acción diciendo que solo quieren trabajar y mencionó que convertirán el lugar en un «Boulevar» (?). Amplió su argumento, resaltando que el sitio estaba abandonado y convertido en un aguantadero de delincuentes.

La mujer, consultada si tienen algún tipo de autorización para ocupar el terreno, aseguró contar con la aprobación del intendente y la Junta Municipal.

Sin embargo, ayer la Junta presentó una denuncia penal contra los ocupantes del predio y de otros espacios públicos que fueron invadidos anteriormente.

El Abog. Joel Díaz, asesor jurídico del legislativo municipal, fue el encargado de presentar el escrito ante el Ministerio Público y el mismo instó a los invasores a salir pacíficamente, de lo contrario, estos estarían expuestos a una pena carcelaria de hasta cinco años.

Algunos concejales municipales negaron que la Junta haya autorizado el ingreso de las personas en el inmueble y mucho menos la construcción de obra alguna.

Por su parte, el intendente municipal Alejandro Tati Urbieta emitió un ambiguo comunicado, en el cual no se menciona la no existencia de una autorización y solo se insta a la ciudadanía a no realizar las ocupaciones de espacios públicos.

Por otro lado, algunos testimonios indican que el conocido operador político mimado del jefe comunal, Ricardo David Ramírez, se encuentra constantemente en el lugar, fiscalizando las obras. Al mismo se lo ha denunciado en ocasiones anteriores y se lo vincula permanentemente a la venta irregular de terrenos municipales.